El césped ideal para tu jardín

Si estás pensando en plantar césped en el jardín de tu casa debes tener en cuenta que hay varios factores que influyen en el proceso.

Uno de los aspectos esenciales que varias veces es obviado es el tipo de césped. La elección de césped depende del cuidado que le vayas a dar, el clima al que se va a exponer y el suelo en el que será plantado.

Según el clima:

  • Clima cálido: La temperatura ideal para este tipo de césped es 25ºC en adelante, soporta sequías y sus hojas son gruesas. Algunos de los tipos más comunes son:
    • Bermudas o grama: Es color verde oscuro, denso y está presente en terrenos exigentes, donde transitan varias personas al día o en lugares de alta exposición solar. Es común encontrarlo en parques públicos y canchas de fútbol.
    • Zoisia: De origen asiático, destaca por su alta resistencia tanto a bajas como elevadas temperaturas; además requiere pocos cuidados fitosanitarios, de abono y baja necesidad de riego.
  • Clima frío: Crece durante las estaciones de primavera y otoño a temperaturas de 15ºC, máximo 24ºC. Se caracteriza por crecer de manera agrupada, con hojas largas y finas. Algunos de ellos son:
    • Ray Grass: Se caracteriza por ser versátil y de rápida adaptación a cualquier clima, sin embargo no tolera las sequías. Es de rápido crecimiento, denso e idóneo para regenerar zonas problemáticas.
    • Festuca: Es un césped todo terreno, resiste plagas, enfermedades,  pisoteo y adversidades climáticas. Su mantenimiento es mínimo, no requiere de mucha agua ni cuidados especiales.

Según el tipo de suelo:

  • Arcilloso: De textura plástica y compacta. No necesita riego constante debido a que retiene el agua y fija los abonos y nutrientes. Punto a considerar: tiene problemas de aireación.
  • Arenoso: Sus partículas sueltas facilitan el drenaje y el crecimiento de las raíces. Necesita una mayor concentración de fertilizantes y agua debido a su dificultad para retener nutrientes y agentes externos.
  • Mixto: Tiene características del suelo arenoso y arcilloso, lo cual brinda mayores facilidades de trabajo. La tierra es poco porosa y se mantiene compacta, por ende, es bien aceptada en gran variedad de plantas y césped.

Según el uso:

  • Para piscina: Dependerá de tu preferencia, ya que puede ser natural o artificial. El natural dará una experiencia más sensorial, pero requiere de cuidados especiales; el artificial mantendrá la estética y orden del lugar.
  • Decoración: En este caso el césped artificial es la mejor opción, siempre lucirá verde y en perfecto estado. Requiere de limpieza para evitar focos de bacterias.
Abrir chat
1
¡Hola! ¿Cómo podemos ayudarte?
Powered by